Listo los de Atrás Semana Santa

Respeto… o a los Caños, o a los Comes. No hay votos

Escrito por Pablo M Sanchez

Ahora que parece por fin que si, ahora que vuelve a trocitos la tan ansiada normalidad. Nos disponemos a celebrar la primera gran fiesta, como siempre fue, en la ciudad: la Semana Santa.

Y digo fiesta porque, aparte del evidente carácter religioso y espiritual, es un acontecimiento económico y social que influye durante más de una semana en la vida de todos. Recientes informes hablan incluso de mayor recaudación en la restauración que en el propio carnaval.

 

Pero, en estos tiempos en que molesta todo desde una chirigota cantando a un ensayo, muchos que no comparten ni participan de las procesiones se dedican a denigrar y censurar que la mayoría de la población disfrute las cofradías.

 

Que sepan muchos que las Hermandades y su manifestación popular es la celebración social más antigua que existe en nuestra tierra siendo, además, la cofradías (desde su origen gremial) la forma de asociacionismo ciudadano de más antigüedad y raigambre en Andalucía. Con el componente extraordinario de haber mantenido su funcionamiento democrático incluso en los tiempos oscuros del franquismo. Sólo había una elecciones y votaciones libres en aquellos tiempos: las de la Hermandades.

 

Pero aparte, en esta dura pandemia que hemos sufrido y sufrimos, el colectivo cofrade y cargador han sido los más activos y distinguidos en cuanto ayuda y apoyo a los necesitados. No son “muñecos” como dijo Pedro Romero “es un símbolo del pueblo” y esta identificación hace más por unir a las persona que muchos colectivos autodenominados sociales. Ni por supuesto, como sabemos, todo los años es lo mismo. Desde ese respeto que la mayoría tenemos a cualquier manifestación pública, reivindicación o acontecimiento, sólo pedimos el mismo respeto para la Semana Santa.

 

Si no te gusta, incluso la odias, la ciudad es grande como para no enterarte que hay procesiones. Que por dos horas que no te puedas sentar en tu terraza no te va a pasar nada, lo mismo que a mi no me pasa nada cuando se corta una calle por un “tablao” o tu te manifiestas por la libertad de los conejos de campo. Es más, los normales, disfrutamos de las tradiciones de la ciudad. Y siempre te queda el recurso “carnavalesco” de coger el camping gas e irte a los Caños.

 

Pero ese mismo respeto es aún más exigible a los que les gusta la Semana Santa. A esos que sacan sillas y mochilas, ocupando la vía pública, como si fueran las barbacoas del Trofeo. A esos que cruzan por en medio -con lo fácil que es pegar un “esquinazo” aquí. A esos también Respeto.

 

Y a esos, que aún siendo cofrades, no les gusta las formas y tradiciones de su ciudad, que respeten a la mayoría que si.  Es más, los normales, disfrutamos de las tradiciones de la ciudad. Y siempre les queda el recurso de irse en los Comes. Eso si, que después no vengan a pontificar sobre lo que no han vivido. Que para criticar lo de aquí, ya estamos los que nos quedamos aquí.

 

Pablo M. Sánchez

Califica

Sobre el Autor

Pablo M Sanchez

A %d blogueros les gusta esto: