Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
Actualidad Al Liquindoi

Aquellos Corpus Antiguos (que tanto en Cai dieron que hablar)

Profesor Cascano
Escrito por Profesor Cascano

Los que rondamos los «sixtyfour» no podemos dejar de recordar con cierta nostalgia aquellos Corpus de nuestra niñez.

Lejos de aquello tan manido de «tres dias hay en el año que lucen más que el sol: «Jueves Santo, Corpus Christi y el día de la Asunción» dejaron imborrable imagen en color sepia de alegre fiesta popular muy por encima de la religiosa.

Religiosidad por otra parte ampulosa pero compartida con guiños cómplices a todos los estamentos civiles. La presencia de autoridades presidiendo la procesión con la majestuosa custodia rivalizaba con la costumbre de estrenar atuendo veraniego en todas las clases sociales a modo de rebajas en calles profusamente exhornadas.

Cuentan que en las primeras décadas del siglo anterior el cortejo religioso organizado por la diócesis contaba con las figuras gigantes, al modo de antiguos carnavales, de Alfonso X El Sabio y su mujer, consorte de Aragón, Doña Violante abriendo la procesión detrás de una tarasca o comparsa morisca que representaba a los antiguos pobladores de la ciudad antes de la conquista castellana.

La exhibición de una réplica de los santos patronos acompañados por la Virgen del Rosario no lograba restarle a tan singular fiesta un ápice de su raíz eminentemente laica y popular donde no faltaban emotivos desfiles militares.

Monumental corrida que inauguraba la temporada de toros en Cádiz capital rivalizando con otras plazas de la provincia, seguida de divertidísimas verbenas, cucañas, fiestas en patios de vecinos, parque de atracciones, concursos de cantes…se mezclan en el recuerdo del cascabeleo del carrusel de coches de caballos trotando por las calles de Cádiz.

Multitud de bastones de caramelos, el «rico parisién» y arrojadizas pelotas de goma al ritmo de Nicanor tocando el tambor…

Mientras, como dice el tango, bailando en la lámina de agua de nuestra preciosa bahía, cualquier barquito cantando: «Vámonos pa Cai que estoy llorando, que estoy llorando»…

 

FOTOS CORPUS 2019.

Sobre el Autor

Profesor Cascano

Profesor Cascano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: